martes, 19 de noviembre de 2013

Tendrás amor, tendrás amigos, tendrás amor....

Palabras para Julia  
Poema de José Agustín Goytisolo

Tú no puedes volver atrás
porque la vida ya te empuja
como un aullido interminable.

Hija mía es mejor vivir
con la alegría de los hombres
que llorar ante el muro ciego.

Te sentirás acorralada
te sentirás perdida o sola
tal vez querrás no haber nacido.

Yo sé muy bien que te dirán
que la vida no tiene objeto
que es un asunto desgraciado.

Entonces siempre acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti como ahora pienso.

La vida es bella, ya verás
como a pesar de los pesares
tendrás amigos, tendrás amor.

Un hombre solo, una mujer
así tomados, de uno en uno
son como polvo, no son nada.

Pero yo cuando te hablo a ti
cuando te escribo estas palabras
pienso también en otra gente.

Tu destino está en los demás
tu futuro es tu propia vida
tu dignidad es la de todos.

Otros esperan que resistas
que les ayude tu alegría
tu canción entre sus canciones.

Entonces siempre acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti
como ahora pienso.

Nunca te entregues ni te apartes
junto al camino, nunca digas
no puedo más y aquí me quedo.

La vida es bella, tú verás
como a pesar de los pesares
tendrás amor, tendrás amigos.

Por lo demás no hay elección
y este mundo tal como es
será todo tu patrimonio.

Perdóname no sé decirte
nada más pero tú comprende
que yo aún estoy en el camino.

Y siempre siempre acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti como ahora pienso.

Creo que la primera vez que oí este poema rondando yo los 13 años fue en cante y medio inventando. Mi madre haciendo suyos los versos de Goytisolo cantaba en la cocina. Entonces lo que más resonó en mis oídos era "Tú verás como a pesar de los pesares tendrás amigos". Y debió ser en una época en la que algún amigo faltó, decepcionó, fracasó en la carrera hacia mi alto nivel de exigencia. Porque yo a mis amigos les exijo oro molido. No se lo que realmente les doy, pero mi intención y mi amor hacia cada uno de ellos, no me lo puede discutir nadie. 

Ay! como recuero ahora al pobre Ricardo cuando me decía pero yo... te quiero tanto y yo le miraba y le respondía desde mis 21 años recién estrenados "Con amar no basta". Ja! qué ingenua. Qué infeliz. Está claro que basta. Que si hay amor de los dos lados, todo lo demás sobra. Contigo pan y cebolla y viviría debajo de un puente. Cuando le preguntaba a Mari años después en qué estaría yo pensando en 1992 cuando dejé a Ricardo siempre se medio sonreía y decía "Por que te aburrías con él Ana, por eso y porque, no le querías". Zasca. En todo el corazón.

Muchos años después mi madre me dedicó ese trozo de poema en un libro. Cuando yo vivía en Manchester y se me rompió el corazón en cachitos de color. En el libro escribió dos veces "Ya verás...tendrás amor, tendrás amigos, tendrás amor". Y bueno, mi madre no es una experta en hombres, la verdad sea dicha pero si lo es en amor. Pocas personas tienen un corazón como el suyo. Pocos ejemplos de entrega más grandes he visto. Y he tenido la enorme suerte de que sea mi madre. Un ejemplo en carne propia de lo que es el amor. Pocas personas: ella, mi padre y mi hijo, me han querido tan a tumba abierta. A pesar de mis defectos, de mis patadas, de mis brusquedades. A pesar de negarle mi amor, a pesar de los silencios, de las frialdades, de las injusticias, del desplante. Mi Ana bonita y sus brazos abiertos son toda su respuesta.

Al final cala. El amor cala. Y gusta, gusta tanto que para volver a tenerlo solo te queda una. Amar. Así que ayer cuando alguien me dijo "Ya verás Ana, tendrás amor, tendrás amigos..." sonreí acordándome de ella, mi madre. Y supe que es verdad. Que ella me lo ha enseñado. Que el amor renace cuando lo das. Y que el darlo depende solo y en exclusiva de uno mismo.

Gracias mamá. Por tus canciones al cocinar, por tus sonrisas al bailar, por los libros, por la música, por el ejemplo pero sobre todo, sobre todas las cosas, por el amor.  

11 comentarios:

  1. Ole mi suegra!!
    Y ole mi cuñá bonita!!
    Y ole también mi mamá... jeje
    "El amor no se divide, se multiplica!", pues eso, a dar amor que habrá mas y mas...
    Y así, todos tendremos amor, amigos... ; )

    ResponderEliminar
  2. Leer el poema y escuchar a Ibáñez... !Que poema hermoso!. Se me pone la piel de gallina al leerlo y al escucharlo en este instante mientras te escribo.
    Que bonito cuando te abres a "tumba abierta" sin prejuicios a tus lectores, habituales, ocasionales y primerizos.
    Una mujer que sabe transmitir su amor a su familia, a su hijo, a sus amigos incluso a sus platos, se merece volver a enamorarse, y seguro que esta vez con más sabiduria ¿sabes porque?, por que ahora te amas, te miras al espejo y te dices que eres lo mejor que te podia pasar, y aunque no todos los días sale el sol en tu corazón sabes perdonarte.
    Muchas gracias por este post tan hermoso.

    Silvia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay! Silvia querida... la sabiduría y el enamoramiento no van NUNCA de la mano, si lo sabré yo que tengo una cabeza muy gorda y un corazón muy tonto (pero muy grande). Eso si, lo de que ahora me amo y me miro en el espejo y me digo que soy lo mejor que me podía pasar... eso... eso es una lucha de cada día. Cada día me tengo que re-enamorarme. Como con las buenas parejas es una cosa diaria. Nada está hecho. Nada está comprado ni vendido. Cada día. Que salga el sol cada día. Y si no sale que intente salir.
      Gracias a ti, Silvia, por la entrega y el amor. Por el aplauso en público y el abrazo cultural en privado. Y por esos vinos blancos hablando de veganismo en vez de hombres. Menudo lujo ;)

      Eliminar
  3. Cada día que pasa escribes mejor. Eres como ese guiso que, de hoy para mañana, coge más sustancia y más perfume. Será por que has conseguido ser libre y la libertad da alas para ser puro corazón sin fisuras enlazado a una mente donde los prodigios tienen forma de gestos.
    Precioso alegato del amor y sobre todo, de ese amor incondicional y agradecido que tu madre se merece. A base de capítulos de vida narrados por su hija, uno puede ver que tu madre ha sido un portento de empuje, donde con aciertos, desencuentros, errores y oportunidades (como todo el mundo) ha donado más vida que la que dio al gestar.
    Me parece que tu madre se merece un libro entero.
    Y tu un par de besos suyos y una tarde de paseos cogías del brazo, perra y nieto cerca.
    Pere Gila de viaje al sol otra vez. No queremos que vuelva...
    Besos,
    Jose

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada día me empacho mejor de los sentimientos. Cada día me avergüenzo menos de ellos. Cada día soy menos pudorosa con el amor. Entre otros, este 2013, tú me has enseñado que debe ser así. Con todos los restos y pa´lante, aunque uno arda en el infierno. No queda de otra. No me vale otra. Gracias por tus publicas alabanzas. Me confortan el corazón. Me ponen tiritas que cantaba aquel del corazón partio. Gracias Eljose. De todo corazón

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Esa parquedad catalana... tan bonica
      Moltes gràcies :)

      Eliminar
  5. Muy acertado. Estoy de acuerdo contigo, cada día más. Y con Mari también, por qué negarlo, Ricardo te aburría. O eso decías.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora, aquí, entre tú y yo, no me acuerdo para nada del aburrimiento. Es más MATARÍA por volver a tener 19 años y aburrirme como me aburría con Ricardo (menuda estúpida) jajajaja. Me gusta mucho que cada día estés más de acuerdo conmigo seas quien seas, sobre todo si también estás a corriente de Mari. Cada día me apaño y me miro para ser más yo y aceptarme con lo que hay. Carácter y volubilidad a partes iguales.

      Eliminar

Muchas gracias por tu comentario perejilo!!! Abrazos cibernéticos :)

Pere Gila